• hambre.jpg
  • limpios.jpg
  • lloran.jpg
  • mansos.jpg
  • misericordiosos.jpg
  • paz.jpg
  • perseguidos.jpg
  • pobres.jpg

 

FUNDACIÓN HOMBRES Y MUJERES DE FUTURO

GUÍA DE PREDICACIÓN

Mayo 4 / 2016

JESÚS DIGNIFICA AL HOMBRE

LUC.  6,1-18

 

Objetivo

Comprender el infinito amor de Dios para con cada uno de nosotros, que nos lo demuestra enviando a su hijo Jesucristo, para que nos salve y nos dignifique, por encima de las leyes y las normas que nos oprimen.

Introducción

Jesús siendo consciente de la misión que le había encomendado su padre viene a derribar todas esas cargas que tenían oprimido a su pueblo, por una mala interpretación de las leyes. Jesús nos enseña que el verdadero culto que a su padre le agrada es poner a nuestro prójimo por encima de las leyes y de cualquier otra situación que lo oprima o lo esclavice, es decir, llama al ser humano a tomar conciencia de un nuevo alimento que se le ha dado para su vida nueva, la cual se funda en la libertad donde el hombre vive del mismo Dios y hace brillar por su dignidad la gloria de su Dios.

Desarrollo

1.    ¿Qué significa dignidad?

Primero que todo miraremos qué significa dignidad. La dignidad o cualidad de digno viene del (latín dignitos) que se  traduce por valioso. También tiene otros significados aplicados en el ser más preciado de Dios, el hombre: éste es un ser especial, merecedor de respeto, único e irrepetible. Jesús nos recuerda que nosotros somos muy valiosos ante los ojos del Padre, y que por ser la criatura más valiosa él nos pone por encima de todas las leyes y las circunstancias que el mundo nos ofrece.

Vemos en Luc. 6,1-18 varias acciones importantes que Jesús hizo, para  rescatar la dignidad que a nosotros como hijos de Dios se nos ha dado desde la creación. Estas acciones son cuatro:

a.    Jesús supera la ley para liberar al ser humano(v.v. 1-5): Jesús nos enseña que el amor por los demás, el bienestar del prójimo, es prioridad ante cualquier otra situación o circunstancia (v.v. 3-4). esto significa que el nuevo orden humano y espiritual no se rige por estructuras, leyes y costumbres, por lo obvio, sino por estar siempre al servicio de la humanidad. Esto no significa abolir la ley, la cual es camino hacia Dios, pero lo más importante es vivir de Dios, siendo eficaz, mostrando el rostro de su misericordia, liberando. esto supera la necesidad urgente de quedarse en la monotonía o en el estancamiento de lo que puede llegar a ser circunstancial o momentáneo.

b.    La nueva ley busca hacer libre al ser humano (v.v. 6-11): no importa si la situación por la que estamos pasando si es muy grande o pequeña, si  la enfermedad es muy grave o es leve, Jesús nos muestra que para él lo importante es el bienestar de la persona y que él es portador de vida,  esperanza y salvación. (v.v.6-8). Las interpretaciones de la ley creaban dudas sobre la aplicación en las acciones de la persona. de ahí, que las acciones de Jesús muestran que es necesario ir un poco más allá de lo que se puede escribir o captar, buscando liberar al ser humano. de manera, que la palabra de Dios, como la ley en tiempo de la persona de Jesús, debe ser discernida en las diferentes situaciones de la vida del ser humano, y así entrar sin temor ni duda alguna en el proyecto de Dios, el cual quiere libertad y vida para todos los hombres y las mujeres, y en donde se halla la posibilidad de descubrir el camino de la vida: Jesús que ha desvelado la verdad de Dios, por encima de los ritualismos y las leyes nos muestra que la meta  es la liberación  del hombre (v.v 9-10); cada milagro que Jesús hacía lo realizaba por el gran amor que él tiene para con nosotros y antepone el amor y la misericordia por encima de todos los preceptos y las leyes, nos lo enseña en la parábola del buen samaritano (Luc 10,25-37)

c.    Dignos para continuar las acciones de Jesús en el mundo(v.v. 12-16): Jesús nos da la oportunidad de servirle, después de hacernos conscientes de lo que somos y valemos. la dignidad del ser humano no es un rótulo o una apariencia, es el modo más impresionante para ser un enviado, un apóstol para construir y aportar al Reino de Dios. este envío no nace de la nada, nace de la oración de Jesús, es decir, que el llamado a ser libres, dignos se funda en la comunión con el padre, la cual se concreta en los pasos que se logran para alcanzar el gran paso que es el amor, de manera que hombres y  mujeres se convierten por lo que escuchan, y de lo que escuchan penetran el corazón del ser humano para cortar todo aquello que lo pretende esclavizar.

d.    Ser digno es atractivo para otros(v.v. 17-18): la persona de Jesús enseña, cuán atractivo es vivir en Dios y no en la expectativa de una ley abstracta. disfrutar de la vida se hace atractivo para otros. Jesús atraía a todos los que estaban oprimidos, tristes, enfermos, frustrados, de manera que atraer a otros parte de tener conciencia de lo que es como persona y como hijos de Dios, no para esclavizar, sino para hacer libres a otros, confiando en la palabra del señor que se comunica para hallar un nuevo camino que libera conciencias y cree en la dinámica de la misma, creando sociedades nuevas, historias renovadas.

Conclusión

Jesús nos hace entender que nuestra dignidad nace del hecho de haber sido creados por Dios, reconciliados por nuestro señor Jesucristo y estar llamados a la bienaventuranza de la salvación. Jesús el hijo de Dios encarna la misericordia, porque Él sin abolir las leyes da pleno cumplimiento a la necesidad inmediata del ser humano como tal y nos enseña que no puede haber un verdadero culto a Dios cuando nos falta interés por nuestro prójimo. La acción de Dios supera las leyes, es más grande, y alcanza para que las familias y las personas sean renovadas, no sólo a sí mismas, sino para servir y hacer que otros conozcan el verdadero amor.

Taller

1)    ¿Te sientes digno ante Dios y ante las demás personas?

2)    ¿Dejas de hacer obras de Dios, por estar haciendo obras para Dios?

3)    ¿Has sentido la misericordia de Dios?

Bibliografía

  • Biblia Dios habla hoy
  • www.homiletica.org/fidelonorolucas
  • Comentarios a la biblia litúrgica
  • Stiornolo,ivo. Cómo leer el evangelio de Lucas: los pobres construyen la nueva historia. san pablo, Bogotá 2008.